Llegó el momento de aplicar FERKOLOR  en cítricos. El nutriente quelatado para maduración.

FERKOLOR de Cultifort, aplicado Ferkolor en cítricos en la maduración, favorece la obtención de mejor calidad de los frutos, con más azúcar, mejor coloración y mayor firmeza.

La maduración es la fase final de crecimiento y desarrollo del fruto, en la que se producen una serie de cambios morfológicos, fisiológicos y bioquímicos, encaminados a mejorar las características organolépticas (color, sabor, textura, aroma, etc.), que hacen que el producto final alcance unas condiciones óptimas para ser consumido. Después de la floración y de la fecundación se produce un importante aumento de la división celular, que hacen que el fruto actúe como sumidero de agua, nutrientes y otros elementos. La maduración suele coincidir, en algunos cultivos, con cambios de color de la piel. En este momento, las clorofilas son sustituidas por los polifenoles, carotenoides u otros compuestos colorantes y aromáticos.

Estos compuestos aromáticos conceden un olor característico a las diferentes variedades de fruta.

Por otro lado, el sabor también cambia debido a la hidrólisis de los almidones que se transforman en azúcares. Su sabor pasa de ser amargo a dulce, reduciendo además su acidez.

La textura también cambia, no solo debido a la hidrólisis de los almidones sino también de las pectinas, reduciendo su contenido de fibras. Además, los procesos degradativos de las paredes celulares también influyen en los cambios de firmeza de la fruta, haciendo que esta sea más susceptible de sufrir daños o alteraciones durante el manejo postcosecha.

Por lo tanto, el sabor del fruto viene definido por la producción de una mezcla compleja de compuestos volátiles, en combinación con los carbohidratos, ácidos orgánicos y compuestos fenólicos.

La calidad final de la fruta y su durabilidad postcosecha dependen de todas las operaciones que se realizan durante el cultivo, especialmente la fertilización. Por eso, es muy importante el aporte de complementos nutricionales adecuados que contribuyan a mejorar y retrasar los procesos de degradación y ablandamiento de los tejidos asociados a la maduración.

Desde Cultifort proponemos FERKOLOR, el fertilizante liquido especial para la maduración de los frutos, en el que se combinan nitrógeno, potasio, calcio y boro.

El nitrógeno es el elemento de mayor influencia, en general, sobre el crecimiento y la producción. Cuando hay déficit de este, la piel de los frutos puede tomar coloraciones pálidas, y el tamaño puede decrecer, mientras que un exceso de dicho nutriente puede aumentar el grosor de la piel y su contenido en humedad, provocando una pérdida de calidad de la fruta, debido a la mayor susceptibilidad a sufrir degradaciones causadas por agentes patógenos.

El potasio es especialmente importante en la maduración del fruto, al mejorar la asimilación del carbono, aumentar el contenido en azúcares y reducir el almidón. Además, este nutriente juega un papel muy importante en la regulación osmótica, controlando la apertura y cierre estomáticos y, por tanto, ayudando a mantener niveles adecuados de transpiración y fotosíntesis, necesarios para garantizar una buena maduración de la fruta. Numerosas experiencias han puesto de manifiesto su elevada eficacia en el aumento de calibres, peso, color y prevención del “rajado” en las variedades sensibles de cítricos, donde el contenido óptimo de K se sitúa entre 0.7 y 1.0%.

 

Figura 2. Riquezas de los componentes de FERKOLOR (Nitrógeno, Potasio, Calcio, Boro y el agente quelatante EDTA)

El calcio está asociado a la estructura de la pared celular de la cual forma parte como pectato cálcico, localizado en la lámina intercelular. Como bioelemento desempeña, funciones tales como la regulación de la absorción de nitrógeno, actúa en el transporte de azúcares y proteínas en el interior de la planta, aumenta la resistencia de las membranas celulares, participa en la economía hídrica de la planta, regulando el movimiento del agua en las células, etc. Tiene papel relevante en los procesos de maduración y almacenamiento de los frutos, por lo que las aplicaciones de calcio en precosecha ayudan a mantener la firmeza durante el transporte y almacenaje.

El Boro es un elemento multifuncional con un papel muy importante sobre la regulación en el transporte de azúcares carbohidratos y potasio. Forma complejos con los azúcares facilitando de este modo su circulación  a través de la planta. También aumenta la síntesis de la glucosa, que es el principal azúcar transportado por los vegetales. Por otro lado, además de participar en el metabolismo del nitrógeno y en la formación de proteínas, actúa como regulador hormonal (destacando el ácido giberélico dentro de esta regulación sobre la síntesis de hormonas).

Calcio y boro son esenciales en la división celular y en la síntesis de las paredes celulares. Ambos elementos mejoran recíprocamente su traslocación en el interior de la planta

Numerosos ensayos de campo realizados con FERKOLOR, aplicado durante la maduración, confirman su excelente comportamiento, exaltando la calidad de los frutos, tanto en sus propiedades físicas: tamaño, uniformidad, peso, y textura; como en sus cualidades organolépticas: sabor (contenido en azucares), color y aromas.

Además, presenta una excelente sinergia con el bioestimulante BVC 2021, al mejorar el tamaño y el follaje en la nueva brotación de otoño.

En definitiva, el uso de FERKOLOR se traduce en:

  • Un Aumento del contenido de azúcares
  • Una mejor calidad de la piel y consistencia del fruto
  • Aumento de la resistencia a la degradación durante la postcosecha
  • Coloración más viva de los frutos
  • Un incremento del rendimiento de la cosecha